Mirador Virtual Mobile

Campings & glampings: una buena alternativa para las vacaciones

Diversa, compleja y en muchos casos incierta, la realidad del turismo encuentra un horizonte en los espacios más abiertos. ¿Serán los primeros en abrir?

“El AMBA es el territorio más difícil de pronosticar, sin dudas, aunque en el ambiente del turismo se coincide en que estos espacios abiertos serán los primeros en flexibilizarse y, de alguna manera, permitir la convivencia y el disfrute sin la aglomeración de gente”, cuenta Mario Ulchak a la orilla del río Talavera, donde su camping (Pje. Talavera Km 185, Facebook: Camping Costa Talavera, Tel.: 011-1562500249) con 600 metros de frente y una amplia arboleda autóctona espera ansioso la apertura. “Nos hemos inscripto en unas planillas enviadas por Turismo de Zárate que derivarán en protocolos hoy en desarrollo. Cuándo será la apertura, la verdad, aún no lo sabemos. Pero sí todos coincidimos en que habrá cosas básicas como el uso de barbijo, el alcohol en gel, los turnos para ducharse y seguramente un porcentaje importante de espacios libres. Estamos muy expectantes y ansiosos, con esperanza de que esto mejore”, completa.

Al otro lado del Paraná

En Rosario, como en Santa Fe, siguen de cerca el avance y retroceso de los contagios para ver cómo evolucionar. La mayoría de los paradores ubicados frente a la costa norte, al otro lado del Paraná, los primeros días templados hicieron explotar el río con un movimiento inédito desde el inicio de la pandemia. Por estos días, más que el coronavirus, fue la bajante la que impuso un freno, dejando sin agua al embarcadero de La Rambla, mientras se discute puertas adentro cómo seguir. “Desde Turismo estamos viendo que, además de los rosarinos, la afluencia de turismo será en principio regional. Hay ya normativas para distintos sectores: por ejemplo, las lanchas salen desde el muelle de Rambla Catalunya, junto a la entrada sur de La Florida, y el cruce impone distanciamiento de dos metros con uso del 50 % de la capacidad de la embarcación, además de barbijo, solución sanitizante y alcohol en gel”, cuenta Santiago Igarzábal de la Secretaría de Turismo local. Hay dos opciones para ir: la costa de enfrente, en la isla La Invernada, adonde se llega en pocos minutos por $ 250 (@taxinauticokm429); o el Paraná Viejo, a unos 20 minutos de navegación, internándose un poco más en la naturaleza del humedal, por $ 450 el cruce (@fedetaxinautico). Justamente en La Invernada, en el Km 428 del río, está el único camping que abrió hasta el momento. “Estamos sólidos con las normas: nos manejamos con barbijo en la barra porque cuidándonos nosotros cuidamos a los demás. El camping admite unas 100 carpas pero no iremos a más de 60 % con parcelas de por medio, una persona constantemente recorriendo e higienizando los baños, 100 % uso de elementos descartables en el bar y requerimiento del uso del barbijo y alcohol en gel al llegar a la barra”, cuenta Mauro Gómez Ledesma de Parador Los Pagos (@lospagos / Facebook: Parador Los Pagos).

En el centro del país

2309_DONADIO

Tras el reciente crecimiento de casos, la provincia de Córdoba paralizó la reapertura escalonada que sostenía y que esperanzaba el inicio de actividades turísticas. “No pasa nada… hasta nuevo aviso seguimos cerrados y poniendo todo a punto, esperando que esto pase”, cuenta Lorenzo, propietario de Rincón de Mirlos (www.rincondemirlos.com.ar / Tel.: 0351 516-4254), acaso uno de los campings más preparados y bellos de Villa Gral. Belgrano. Su río cristalino, el monte serrano y un amplio espacio para carpas, casas rodantes y también cabañas, sigue a la espera.
Algo similar relata Santiago Camilo Pita, desde el glamping Chacra Raíz (Tel.: 03544-304014 / chacraraiz.sanjavier@gmail.com), en San Javier, Traslasierra. “La hotelería en Córdoba sigue restringida y si bien lo que ofrecemos dista mucho de un hotel, queda bajo ese rubro. Pero estimo que la gente para octubre o noviembre podrá llegar a disfrutar del lugar”, confía. Allí, al pie del Champaquí, con sistema solar aplicado a los servicios y agua del arroyo, un rancho de barro, una casita y dos carpas estilo safari siguen vacíos. Mientras tanto, se pone a tiro la huerta y se acondicionan corrales con animales para cuando la cosa mejore.

Al Norte

En Misiones la realidad cambia abruptamente. Esa nueva normalidad que muchas regiones envidian, hoy se nota en el Camping Municipal Salto Capiobi (Tel.: 03743-498346). Ezequiel Vargas, responsable de promoción, cuenta que hace dos fines de semana se abrió el parque natural que lleva al salto bajo un protocolo que incluye testeo de temperatura, carga de datos en una planilla y cupo por senderos, “Desde luego no está permitido reunirse y se impone el barbijo y el uso de alcohol en gel, pero vemos cierta conciencia, ya que la gente cumple las normas y no está más de una o dos horas y se retira”, cuenta. Con una afluencia muy menor respecto del año pasado (35 visitas los sábados y unas 100 los domingos, contra más de 500 habituales), este rincón verde y salvaje cercano a la RN 12 es famoso por su reciclado de botellas. “Para las semanas que vienen se abrirán quinchos, hasta cinco personas, y parrillas de por medio. Estimamos que el camping abrirá con 10 carpas para septiembre”. El lugar es de una hectárea y media, y originalmente entran 60 carpas.
En Salta en tanto, Raul Liquin, informante turístico de Cachi, cuenta que el Camping Municipal (Tel.: 03868–491902) sigue cerrado desde el inicio de la pandemia para acampar, lo mismo que su pileta y cabañas por disposición municipal. “Tenemos la esperanza de que se abra en septiembre”, dice. Misma idea tiene Gerardo Barboza, casero y administrador del Camping A.M.P.I.P.S. de San Lorenzo (Tel.: 0387–155121288), el cerro que embellece la ciudad. “La perspectiva es la de abrir a fines de septiembre con pileta incluida. Estamos hablando con turismo de San Lorenzo para habilitar, porque tenemos espacio para unas 400 personas y 20 quinchos y si vamos a la mitad, la cosa puede ir bien”, asegura.

Mendoza

En esta provincia el turismo sigue restringido por lo que los distintos atractivos que ofrece están aún a la espera. No obstante, el trabajo continúa. “Hace unos cuatro meses, con un equipo de profesionales de montaña de Cajón Grande, El Azufre y Paso Pehuenche, y un grupo de expertos de otras partes del mundo, elaboramos un protocolo para el Covid-19 junto a un plan de contingencia que quedó realmente muy bien y fue presentado en la provincia, de allí a la Nación y tuvo tratamiento en la legislatura. Aún está en esa parte del proceso, así que estamos con mucha expectativa”, asegura Alejandro Rodríguez. Dentro de esos protocolos se detallan normativas y acciones cuyo impacto más saliente es la reducción de la actividad al 50 % en transporte, gastronomía, hospedaje y demás servicios del rubro.

2309_DONADIO

Rodríguez maneja asimismo el espectacular campamento de Real del Pehuenche (@realdelpehuenche), que se asemeja mucho a lo que en su momento el Lodge de Alta Montaña de Las Leñas supo instalar en el país. Equipados con energía solar que brinda 220 v de electricidad, sus domos cuentan con sala de estar y living, salamandra, biblioteca, ducha y mesa equipada con hidratación, infusiones, agua caliente y fría, se insertan en el atávico paisaje del Paso Pehuenche, a sólo 2 km del límite internacional en el Km 72 de la Ruta Nacional 145. Caminatas, cabalgatas y hasta pesca se darán cita allí ni bien se inicie la actividad, que Rodríguez estima hacia mediados o fines de septiembre.
En otro de los rincones de la región, la movida del glamping sigue ganando espacio. En el predio de 12 hectáreas conocido como Castillos de Pincheira, reserva de paisaje protegido localizada 27 km al oeste de la ciudad de Malargüe que no cuenta con electricidad y el agua es provista por acequias, Ramón Cara es conciso: “Este lugar es una locura de lindo y por eso nos jugamos a manejarlo de cara al invierno. Claro que con todo esto de la pandemia no pudimos abrirlo ni un día desde aquel anuncio en marzo, y pese a los cuatro hospedajes que preparamos estilo glamping, con mesa, baulera, ventilación y otros servicios, aún ni los hemos estrenado. Tenemos esperanza de poder hacerlo en el verano”. A eso sumarán protocolos de distanciamiento, uso de barbijo y alcohol en gel para el restaurante (cuenta con 150 cubiertos y la idea es llevarlo a no más de 70) donde sirven el famoso chivo a la llama.

En la Patagonia

Desde San Martín de los Andes, Agustín Agres, de Nordisk Village Patagonia (www.nordiskvillage.com) afirma que falta poco para que las cuatro tiendas de campaña de algodón Vanaheim, cada una con vistas espectaculares sobre los Andes y cercanas a la mítica RN 40, reciban visitantes. “Los protocolos se están hablando y tenemos muchas expectativas para un turismo regional y patagónico primero, y luego ir abriendo de a poco si Buenos Aires logra reponerse. “Por suerte contamos no sólo con un entorno mágico sino con mucho espacio. Cada carpa tiene su propia área, lo que le brinda privacidad y el mejor confort en medio de la naturaleza”.

2309_DONADIO

Por su parte, Río Negro presenta algunas actividades turísticas en marcha, como los centros de esquí, aunque la hotelería sigue restringida. Desde el camping Lago Gutiérrez (Villa Los Coihues, atrás de la casa del guardaparques, Tel. 0294-154807829) en Bariloche, se asegura que a partir del 1 de septiembre regirá el protocolo del Parques Nacionales y que eso abrirá más puertas. El camping se encuentra dentro del parque, que ya permite transitar sus senderos entre las 9 y las 18 con uso de barbijo, distancia de dos metros y cupos limitados. “Hoy el camping está cerrado, pero creemos que pronto podremos abrir al 50 %, con no más de 150 personas”, asegura Arturo Aloisi, su administrador. Barbijo, alcohol y dispenser con pedal (no se toca con las manos) en los baños, son algunas medidas impuestas junto a la lista para ducharse. Asimismo, la confitería trabajará también al 50 % y promoverá los almuerzos en su comedor externo, al aire libre.
Finalmente, en Santa Cruz la cosa parece ir más lenta. Mónica Muñoz, propietaria de Camping Los Dos Pinos (Tel.: 02902-491271) explica que hubo una esperanza cuando la ciudad abrió hace un mes pero tras el reciente brote en Río Gallegos se cerró todo nuevamente. “Si pienso en octubre, quizá veo un horizonte, pero en estas condiciones, donde no hay movimiento y cada provincia está cerrada parece difícil. Ahora a cada uno le toca hacer su parte”, sintetiza.

Fuente: Weekend

Comentarios

comentarios