Mirador Virtual Mobile

El Municipio recogió cerca de 300 kilos de residuos en la Laguna de los Padres

Fue realizado por el Cuerpo de Guardaparques del EMSUR, de forma manual, en áreas de pesca y de monte de la reserva. Allí se recogieron, principalmente, botellas de pet y vidrio, bolsas de nylon, pañales y restos de la actividad de pesca.

Tras un mes de realizar tareas de limpieza en áreas de difícil acceso de la Reserva Laguna de los Padres, el Cuerpo de Guardaparques del Ente Municipal de Servicios Urbanos (EMSUR) extrajo unos 300 kilos de residuos entre botellas de pet y vidrio, bolsas de nylon, pañales y restos de elementos de pesca producto de la actividad humana en la reserva.

“Sin dudas éste es un problema de higiene que atenta contra toda la fauna y flora del lugar porque contamina, por un lado, y además esas bolsas pueden llegar al tracto digestivo de los animales y enfermarlos”, aseguran desde el Cuerpo de Guardaparques del EMSUR, ente presidido por Eduardo Leitao.

Los guardaparques se encargan del cuidado del ecosistema terrestre y acuático; realizan un monitoreo constante del medio ambiente; de las especies que existen, disminuyen o aparecen en el lugar y del estado sanitario en general pero no se encargan de la limpieza.

Sin embargo, ante la gran presencia de residuos detectados en zonas de más difícil acceso, a menudo como consecuencia de las condiciones de viento, “comenzamos un operativo de limpieza en el monte y lugares cercanos a donde se practica la actividad pesquera, donde no siempre se llega”, explicaron desde Guardaparques. Así, solo en un mes, “levantamos cerca de 300 kilos de residuos entre envases, botellas, pañales, tetrabrik y restos de tanza, rieles, carnada y productos de la actividad de pesca en general”, subrayaron.

Por este motivo, indicaron “solicitamos a las personas, turistas o vecinos de la ciudad que vienen a la Reserva a que hagan un uso responsable del espacio y arroje sus residuos donde corresponde, desde un punto de vista sanitario y de protección ambiental”.

TAREAS DE EDUCACIÓN Y CONTROL DE LA SEGURIDAD

Este trabajo se suma además, a las tareas que ellos llaman de “control social”, en relación al control de las actividades humanas sobre el área verde y el espejo de agua, desde el prendido de fuego en zonas no permitidas hasta la posibilidad de frenar caza furtiva o pesca en época de veda. También, a las actividades recreativas y de educación que incluyen la asistencia a residentes y turistas, y charlas y visitas guiadas para colegios de la ciudad.

Comentarios

comentarios

No comments

Deja una respuesta