Mirador Virtual Mobile

Jornada de reforestación en el Barrio Autódromo

Este viernes 05 de octubre tuvo lugar una jornada de reforestación en la Plaza del Barrio Autódromo ubicada en Tripulantes del Fournier y calle 238. La actividad fue organizada por niños, niñas y adolescentes de ese barrio que asisten al programa Envión y Cilsa, y participaron otras organizaciones que tienen trabajo territorial en esa zona.
Una de las organizaciones con presencia allí y en la jornada es Patria Grande – Los Sin Techo quienes, junto al Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE), sostienen una asamblea y diversas iniciativas para el mejoramiento del barrio. Con relación a la jornada, Julia Rigueiro –referente de Patria Grande- comentó: “El protagonismo de los niños, niñas y adolescentes del barrio fue fundamental para esta jornada de reforestación y difusión. El derecho a vivir en un medio ambiente sano, hace a un buen vivir y por eso nos sumamos a esta jornada donde plantamos 12 árboles, propiciando la participación de vecinos y vecinas. En barrios periféricos como Autódromo el Estado llega muy poco en términos de derecho a la ciudad y mejoramiento de las condiciones habitaciones. No nos acostumbremos a la ausencia de políticas públicas, participando es que podemos exigir derechos”.

Con relación al estado actual del barrio y la zona, Rigueiro refirió que “Como siempre los vecinos y vecinas expresan el problema que tienen con las calles, que tienen arreglos parciales o que duran poco, hay un solo colectivo que llega al barrio por la calle principal por lo cual deben caminar mucho o ir al Barrio Belgrano. Por esa misma única calle pasa la recolección de residuos y toda la zona se inunda siempre que llueve y muchísimo debido a la ausencia de drenaje pluvial”.

“Vecinos y vecinas del barrio se organizan en asamblea y todos los sábados hacen jornadas para mantener y limpiar la plaza del barrio. Además, tiene merendero y comedor, brindan apoyo escolar y lograron abrir un secundario con oficios. Hablamos de actividades que representan derechos. Cuando el Estado no garantiza el derecho a la ciudad, somos los vecinos y vecinas quienes nos organizamos para vivir mejor en una ciudad que llega a tener cerca de 130.000 personas bajo la línea de pobreza”, agregó Julia Rigueiro.

Comentarios

comentarios