Mirador Virtual Mobile

Argentina aplicaría la cuarta dosis contra el Covid-19 a partir de marzo

Con ya al menos una decena de países vacunando con la cuarta dosis contra el coronavirus -como Chile en América Latina- surge la pregunta de qué hará Argentina en su campaña de vacunación.

En el país, 3.040.003 de personas recibieron una dosis adicional hasta el sábado 12 de febrero, y otras 11.981.207 se vacunaron con dosis de refuerzo.

Según publicó Clarín, desde el Ministerio de Salud de la Nación definieron que se le dará una cuarta dosis a quienes hace más de cuatro meses recibieron la tercera en calidad de “adicional”. El objetivo principal de esta vacuna extra son las personas mayores de 3 años inmunocomprometidas y mayores de 50 que recibieron esquema inicial de Sinopharm.

Por el momento no hay fecha definida para empezar la inmunización, pero consideran que será a partir de marzo: “Porque las dosis adicionales comenzaron a aplicarse en noviembre y no hay nadie que haya cumplido ya cuatro meses desde la tercera”.

Otro punto que no está decidido es qué marca de vacuna se administrará en cada caso, y tampoco existen precisiones sobre qué sucederá con las personas que recibieron la tercera dosis como “refuerzo” -que incluye personal de salud y población general-.

Además, por el momento serán las jurisdicciones quienes decidan a qué grupos priorizan vacunar y cómo será la modalidad, con turnos o libre.

“No está definido si (el resto de la población, quienes tienen el registro de la tercera inyección como ‘refuerzo’) recibirán un ‘segundo refuerzo’, porque depende de la evaluación de la situación epidemiológica, de qué variante sea la predominante, de una serie de factores que son impredecibles en este contexto de pandemia”, declararon desde Salud.

El infectólogo y asesor del Gobierno Eduardo López explicó que en el país los grupos que más necesitan una cuarta dosis son aquellos que se vacunaron con Sinopharm.

“En nuestro país, quienes recibieron tres dosis de Sinopharm son los más necesitados. Es la vacuna que menos efectividad tiene frente a Ómicron”, afirmó el especialista.

Aunque agregó: “Pero, independientemente de la vacuna recibida, hay que recordar que en los mayores de 60 años y los inmunosuprimidos, la respuesta de anticuerpos o por la vacuna es inferior a la de un individuo sano o de menor edad. Este es un grupo naturalmente de riesgo, que requiere una cuarta dosis”, apunta López.

Respecto a la población en general, López sostuvo que se sigue investigando cuánto tiempo dura la inmunidad.

“Para el resto de la población, aún se está estudiando cuánto dura el booster o el refuerzo de la tercera dosis. Se considera que la protección tiene una duración similar a la de la segunda inyección: entre 6 y 8 meses”, explicó López.

FUENTE: La Voz

Comentarios

comentarios