Mirador Virtual Mobile

Los gremios se preparan para una dura negociación

La idea de los sindicatos, con Pablo Moyano a la cabeza, es recuperar lo perdido el año pasado y dejar de perder en este 2019.

Las negociaciones paritarias lejos están de ser el ámbito en el cual simplemente las cámaras empresarias y los sindicatos, a través de la secretaría de Trabajo, discuten un aumento salarial. La reforma laboral sectorial, la pérdida de poder adquisitivo y la reactivación en los rubros (sobre todo en el mundo industrial y textil) se pondrán a consideración en la mesa tripartita. El Ejecutivo, tal como lo demostró en provincia con los docentes, tiene un claro objetivo: subir sueldos acordes a la inflación. Ni un punto más.

Cambiemos se juega la reelección. Y lo sabe. Pero también sabe que los gremios, al sentarse en Callao al 100, pondrán condiciones que exceden los aumentos salariales. “Defenderemos paritarias, puestos de trabajo y convenios de labor”, dijeron desde la Unión Obrera Metalúrgica, que para el período del año pasado cerró una suba del 40%, es decir, unos siete puntos menos que la inflación. La UOM, que se vuelve a sentar en marzo, buscará “cerrar un acuerdo por arriba del 30%”.

Revisión sí, gatillo no

Si bien desde el gobierno dicen que “la negociación es libre entre las partes”, en comunicación con Crónica apuntaron que “existe un parámetro de inflación”, por lo que el Ejecutivo buscará que las subas no excedan lo que marca el Indec. “Está a disposición la cláusula de revisión por si durante el desarrollo del año creen que es necesario volver a reunirse”, deslizaron desde Casa Rosada. La cláusula gatillo es pasado.

La coyuntura actual hace que los sindicatos busquen acuerdos cortos tal fue el caso de Aeronavegantes y de la Federación de la Carne, que cerraron trimestrales para completar el año y se reunirán nuevamente el mes que viene, cuando discutirán el monto anual.

Los estatales (nucleados en UPCN) abrieron, el año pasado, tres veces la negociación. Así y todo, el acuerdo final rondó en el 35%, más un bono de $ 5 mil. El gremio liderado por Andrés Rodríguez tiene en carpeta pedir al Ejecutivo un nuevo encuentro para cerrar la paritaria 2018. “Para este año, la cifra a pedir es una incógnita”, confirmaron.

Similar es el panorama en la construcción. La Uocra acordó el 37% y volverá a Trabajo a fines de abril. Pero el horizonte se dificulta por los números negros que merodean en el sector. A modo de ejemplo, construcción resignó, en el último año, más de 20.000 puestos de empleo.

Comercio, el sindicato con mayor cantidad de empleados (1.200.000), se sentará a discutir a fin de marzo, pero tiene espalda: para 2018 acordó 45%.

El rival, nuevamente, será la familia Moyano. Pablo, líder de Camioneros, ya puso el grito en el cielo y “sacó cagando” a los empresarios que buscarán discutir el convenio de trabajo. Días atrás trascendió una propuesta no oficial de la Rosada para bajar el costo logístico del sector. El borrador hablaba de la creación de un “banco de horas” y un retoque en el pago de las indemnizaciones, entre otros puntos emblemáticos.

Cambiemos, en armonía con las cámaras empresarias, irá por reformas sectoriales, tal como plantearon a textiles y a metalúrgicos. Y a la par de ello cree poder cerrar paritarias similares a la inflación, objetivo encabezado por el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica.

Fuente; Cronica

Comentarios

comentarios

EL TIEMPO
14°
cielo claro
Humedad: 87%
Viento: 4m/s ONO
Máx: 17 • Mín: 16
17°
Lun
16°
Mar
11°
Mie
11°
Jue
Weather from OpenWeatherMap